miércoles, 7 de septiembre de 2011

CAMBIANDO LAS TELAS DE MI CASA

Como ya comentaba, este verano estuve cambiando telas en mi casa. Si en julio apenas toqué una aguja, en agosto le dí de lleno. Era algo que quería hacer hace algún tiempo y según empezó el verano me lo programé como actividad...y cumplida está.

La culpa la tiene Paula y las cosas tan bonitas que pone en sus Blogs y que nos sirven de mucha inspiración. Seguro que muchas ya la conoceis y sino, podeis seguirla en :
* Blog Holamamá y * Dream Avenue
Pues como iba diciendo, Paula me metió en el cuerpo el gusanillo del blanco. Y empecé por mi habitación, quitando la cortina (estampada en colores naranja, beig y blanco roto), y poniendo unas que ya compré hechas en Ikea.

Con el trozo que me sobró cuando corté el largo, hice unas fundas de cojines para cambiar los que hacían juego con las cortinas.

Los adorné con tela vaquera y fieltro. En uno puse doble bolsillo, por si hace falta tener algo localizado...





Y en el otro combiné una flor. Por la parte de atrás tienen un precioso botón naranja.


Luego cambié los cojines más grandes, que eran de color beig y les hice una funda de patchwork con cuadrados estampados y lisos, mezclando gamas de los colores que predominan en la habitación




Además aproveché para cambiar la funda del cesto de la ropa que está en el baño de al lado.


Bueno, pues echando cuentas, el cambio en la habitación me salió por los 38€ que me costaron las cortinas, porque el resto de materiales los tenía en casa y los aproveché.


Cuando terminé con la habitación, empecé con la cocina. Quité una cortinilla en color blanco roto, con unas pequeñas flores amarillas y un estor de la misma tela


Y el cambio fue radical, porque hice una cortinilla de colores vivos...


y el estor que colocamos, también tiene colores bastante vivos.


Pensé que se recargaría mucho, pero al final el resultado no está mal y le da bastante vida a la cocina.

Ahora pasamos al salón. Quité un estor con flores color caldera





para poner uno blanco con infinidad de puntos de distintos colores


Y unas cortinas de rayas para colocar unas blancas. en esta foto se ven las telas que quité. Estos son los cojines que hacían juego y que sustituí....

por estos....de colores más vivos.



Esta cortina si tuve que hacerla, porque las cortinas que se suelen comprar hechas tienen un ancho de 1.40 y estas tienen 2,80 cada hoja. Pero me resultó bastante sencillo. Solo tuve que mirar como estában hechas las que quité y ni siquiera estuve hilvanando..., porque le di la forma a los dobladillos con la plancha caliente y a coser....


El resultado es este. Cortinas blancas que dan un aspecto fresco y cojines que dan un toque de color





El resultado me ha dejado bastante contenta.

7 comentarios:

lupe dijo...

Caramba Toñy, que cambio! te ha quedado genial.
Saluditos

Marta dijo...

Te ha quedado todo precioso y muy alegre, me encantan los cojines del salón.
Ahora a disfrutar los cambios y a presumir de ellos.
Un beso

Susana dijo...

Madre mía Toñi, sí que has cosido!!! seguro que tienes un taller clandestino.... Está todo muy bonito, disfruta mucho de tu nueva decoración!!

virtudes dijo...

¡Como estrenar casa nueva, pero sin hacer mudanza!

Adryteje dijo...

Lindisimas telas!...quedo todo precioso! todo tiene mucha vida!...yo tambien tengo que ponerme a hacer cortinas y almohadones, todavia no encuentro el momento!

Maria Cuenca dijo...

hola me encanta el resultado a mi me pasa igual las telas me pierden cambio de cortinas y cojines cada dos por tres le das otra vida a la casa y no gastas mucho en mi casa me llama la tia cojines por que en todas las habitaciones hay en la de los chicos recicle una sudadera y les encanto el resultado, a y como tu de un bolsillo de vaquero ize para poner el movil en la pared solo lo recorte y lo grape a la pared parece pintado un saludo maria desde leganes madrid.

Mª José dijo...

Un cambio espectacular!!!
Olé tus manos!!!
Besos de colores